logos

 

encabezado

 

Columna segura

 

dr foto artículoPERDIDA DE MOVIMIENTO POR ACTIVIDADES LABORALES

Algunas actividades laborales como permanecer sentado o parado por mucho tiempo, tener malas posturas, subir y bajar escaleras, o la falta de movimiento durante largos periodos, pueden desencadenar problemas graves en tus articulaciones.

 

La artrosis articular es una patología degenerativa de los huesos que se caracteriza por el desgate del cartílago articular, y se presenta principalmente en articulaciones de carga o mayor movilidad, y a nivel de columna. La artrosis puede aparecer en distintas partes del cuerpo, principalmente a nivel de rodilla y cadera, pero en ocasiones llega a afectar también los hombros y la columna.

 

Sentir dolor, inflamación, cambios en la postura, o algún tipo de limitaciones funcionales son signos de alerta que pueden avanzar rápidamente si no se tratan a tiempo.

 

La artrosis se manifiesta de menos a más desde un grado 1, hasta grado 5, cada grado tiene un distinto tipo de tratamiento y manejo.

 

Al primer síntoma o molestia el paciente debe acudir con un especialista en ortopedia y traumatología, que tenga subespecialidad en reemplazo articular y artroscopia, para tener una valoración clínica correcta, posteriormente realizarse los estudios de gabinete , que son medidas de apoyo para identificar el diagnóstico, como tomografías, resonancias u otro tipo de estudio.

 

Si bien es sabido que la edad, el sobre peso, factores genéticos, o lesiones previas pueden ser causantes de esta patología, la mayoría de los factores están relacionados a un entorno laboral, como; el sedentarismo, las malas posturas, el permanecer parado o sentado durante largos periodos, subir y bajar escaleras, y la falta de movimiento o elasticidad.

 

¿En qué consiste el tratamiento?

 

Uno de los tratamientos para la artrosis es por medio de medicamentos orales, que fortalecen los cartílagos, en otros casos se requiere de tratamiento fisioterapéutico; rehabilitación, hasta los quirúrgicos, como lo son las prótesis de rodilla o cadera.

 

Además de un tratamiento adecuado, se debe seguir una serie de consejos médicos, que consisten básicamente en realizar y evitar ciertas actividades, como por ejemplo, dentro del ámbito laboral se recomienda que tipo de silla es la más adecuada, dependiendo el problema que el paciente tiene, o que tipo de calzado debe usar, así como el tipo de carga que debe evitar, y que características debe cuidar en caso de permanecer demasiadas horas de pie, o si su trabajo le exige subir y bajar escaleras cual es el riego principal a nivel de rodilla que pudiera llegar a presentarse, también se toma en cuenta el hecho de que el paciente ya presente un antecedente traumático previo para determinar otros tipos de manejos, y de esta manera evitar que la artrosis vaya aumentando.

 

Anteriormente la artrosis se diagnosticaba en personas de entre 60 a 70 años de edad, ahora existen pacientes diagnosticados a edades tempranas con grados muy avanzados.

 

Por lo que el objetivo principal de los médicos hoy en día, es diagnosticar a tiempo, para evitar que el padecimiento avance, ya que la mayor complicación sería la limitación severa de articulaciones , es decir, la perdida de movimiento.

 

Así como en cualquier otro tipo de enfermedad degenerativa, el tener un diagnóstico oportuno de la artrosis en los primeros grados es la mejor arma.

 

 Dr. Celso del Ángel Montiel Hernández

Médico especialista en Ortopedia y Traumatología

Con subespecialidad en reemplazo articular y artroscopia.